Home al aire libre A coger cangrejos

A coger cangrejos

Me habían comentado que en el embalse de San Andrés de los Tacones, se podían ver un montón de cangrejos y que podría ser interesante llevar a los peques hasta allí, para que vean a los cangrejos en su hábitat.

Decidido el plan con niños que íbamos a hacer, nos informamos de cómo ir. El embalse de San Andrés se encuentra en el Concejo de Gijón, en las proximidades de la factoría de Veriña y de la “Y” de la autopista A-8, en Serín, entre las parroquias de Cenero, San Andrés de los Tacones  y Serín.

Para llegar hasta allí se puede ir por la AS-326, así como por un ramal de la AS-18, junto a la Venta Veranes, o por la Abadía de Cenero. Siendo lo más recomendable desde la AS-18 (carretera de Gijón a Oviedo) por varios caminos que llevan dirección Serín, pasando por los restos arqueológicos de Santa María de Veranes. No sabría indicaros con claridad como llegar, pero nosotros fuimos desde la carretera Gijón-Oviedo y si vais por estos caminos y vais siempre en dirección a Serín, no tendréis problema para llegar. Nosotros cuando tuvimos el embalse a la vista, nos metimos por una pista a la derecha y cuando encontramos una entrada al embalse, dejamos allí los coches.

Es otro sitio de esos a los que puedes ir a pasar la tarde con los peques, ya que tienes un montón de posibilidades. Puedes llevarlos a explorar, a escalar, a tirar piedras y un montón de cosas más.

Nosotros al llegar dejamos que los niños hicieran un poco lo que ellos quisieran, así que se dedicaron a lo que más les gusta, es decir, tirar piedras al embalse.

Cuando cansaron, cogimos un calderito (de playa) y un rastrillo y nos fuimos por la orilla en busca de cangrejos.

No son cangrejos autóctonos, son cangrejos rojos americanos y para lo que nosotros queríamos nos valían de sobra. Como no teníamos licencia de pesca para río, nos limitamos a que los niños vieran como se comportaban los cangrejos en su hábitat y a coger alguno para verlos de cerca, aunque eso de coger lo llevaban peor, ya que como decían ellos “no nos dan miedo, pero  si un poco de asco”. Si ya, estaban cagaos.

Les llamo un montón la atención que los cangrejos caminasen para atrás (y aunque no lo creáis también a algún papa) y la cantidad de ellos que había.

Puesde esta manera nos tiramos gran parte de la tarde, entre tirar piedras y coger cangrejos. Después de mirarlos por todos los lados, decidimos dejarlos otra vez en el embalse.

A los peques les gusto mucho esta actividad y creo que lo pasaron bien, aunque eso de coger los cangrejos con las manos…

Un saludo de Asturianinos.

 

 

 

Artículos similares

4 COMMENTS

    • Hola María Jose, la verdad es que nosotros tambien pensabamos que iba a ser mucho más difícil de lo que fue, pero esta vez quedamos muy bien ante los peques, puesto que era muver una piedra de las que estan a la orilla y encontrar al menos uno. Supongo que fue cuestión de suerte…

      Besinos.

  1. Acabo de descubrir tu pagina, me parece superinteresante, voy grabarla, que siempre llega el fin de semana, y la misma pregunta. que hacer.
    Estaba buscando para el fin de semana de Halloween. Se aceptan ideas
    Gracias.

    • Nos alegra un montón que nos hayas descubierto y sobre todo que te guste asturianinos. Aquí estamos para ayudarte en lo que podamos, ya sea a traves de comentarios o a traves de las redes sociales.
      Gracias por tu comentario y bienvenida. Besinos.

Leave a Reply